Jornada de Viernes en la Liga BBVA: El Athetic sigue invicto

Dos partidos fueron los que se disputaron en la jornada de viernes dela Liga BBVA. ElAthletic continúa como lídertrasvencer al Osasuna (2-0). Tablas a dos, en el otro encuentro entre Getafe y Almería


El Almería se llevó poco botín del Coliseum

 Getafe 2-2 Almería 

Comenzaba la segunda jornada de la liga BBVA en el Coliseum Alfonso Pérez. El Getafe recibía a un recién ascendido Almería, que fue mejor durante los noventa minutos de encuentro  y que muy cerca tuvo la victoria. Comenzaba pegando el Geta por medio de Sarabia y Colunga respectivamente, no obstante, no consiguieron materializar. A partir de aquí, las ocasiones mas claras se tiñeron de color rojiblanco. Rodri y Suso ponían a prueba al meta Moya. Pasada la media hora, Rodri, el bigoleador de la primera jornada, hizo el primero de los almerienses. Respondía el Geta con autoridad apenas dos minutos después, el cada vez mas maduro Sarabia, batía a tres rivales y servía un perfecto balón a Lafita, que de un testarazo rompía la red rival. Esto no acabo ahí. Apenas cinco minutos después, un balón que rebotaba en Rafa, quedaba suelto para que Soriano adelantase a los suyos. Mejor los rojiblancos que los azulones.

Ya en la segunda parte, el partido se inclinó más aun hacia lares andaluces. El conjunto de Vilchez seguía a lo suyo, trenzando buenas ocasiones, que esta vez, detenía el meta Moyá. Introdujo Luis García a su mejor jugador, Pedro León, no obstante no surtió efecto alguno, apenas protagonizó dos internadas en el área el murciano. Corría el 83 cuando Lafita pisaba área y era derribado por Rafita, pena máxima clara. Dos veces tuvo que repetirse el lanzamiento, y dos veces materializó Diego Castro. Pudo dar la campanada el Almería en una de esas de, “a la heroica”, sin embargo, Rubén Suárez, tras superar a Moyá, acabo estrellando el esférico en las piernas de un defensor azulón. Mejor fue el Almería, que obtuvo escaso beneficio de este partido.

El Athletic se pone líder jugando “en casa”

 Athletic de Bilbao 2-0 Osasuna 

Acudía el Athletic a Anoeta como local, si han leído bien, Anoeta. A modo de favor, todo sea, por eso de no estar finalizada la obra del Nuevo San Mamés. Osasuna era el rival, lo que para muchos, es un derby.  Comenzó con buen ritmo el partido, Aduriz mandaba un disparo al palo que rozó con la puntina un sobrio Andrés Fernández, poco después Sisi disfrutó de una ocasión clara que no pudo introducir en la red del debutante Herrerín. El conjunto de Mendilíbar saltó al césped atrevido, con la defensa adelantada y con clara vocación ofensiva.  En el minuto treinta, un centro botado por Susaeta tropezaba en Arribas, que ante su impotencia, veía como el esférico traspasaba su propia portería, 1-0.

Ya en la segunda parte, un parece que recuperado Muniaín apretaba a los defensas contrarios. Él y el gran Beñat, que parece haber dado un aire diferente al conjunto de Valverde- junto con el Txingurri, claro está- hacían que el Athletic dominase el encuentro. Hasta dos ocasiones claras tuvo el conjunto bilbaíno de sentenciar, pero no fue hasta el minuto 81, cuando De Marcos consiguió agarrar los tres puntos, y llevarlos a Bilbao en este viaje turístico por San Sebastián.

Compartir
Artículo anteriorBen Hansbrough, capacidad anotadora para el Herbalife Gran Canaria.
Artículo siguienteEspaña sigue con su preparación inmaculada