Oficial: El Granca apuesta por la juventud para su tercer pívot

Imagen vía athlonsports.com

El joven norteamericano Luke Fischer (2,11 m.), con pasaporte armenio, es el elegido por Berdi Pérez para completar el juego interior amarillo, formando tándem con Anzejs Pasecniks y Odrej Balvin.

Imagen vía Maggie Bean
Imagen vía Maggie Bean

Si la temporada pasada los insulares buscaron jugadores veteranos como Richard Hendrix y Darko Planinic, este curso parece volver a jugársela con un joven y prometedor valor de 22 años, salido de la factoría de la NCAA, concretamente de la Universidad de Marquette, en la que promedió 10,9 puntos y 5,9 rebotes, a la que llegó procedente de la Universidad de Indiana.

En su año senior disputó 32 partidos, 25 como titular, con unos promedios de 10,9 puntos y 5,9 rebotes, lo que le valió para llevarse varios premios de su universidad como el Marquette’s Top Scholar-Athlete Award. Marquette alcanzó el torneo final de la NCAA esta temporada 2016/17, aunque cayó en primera ronda de manera abultada ante South Carolina, quien luego daría la sorpresa del torneo llegando hasta la Final Four.

Con la incorporación de Luke Fischer, el Herbalife Gran Canaria 2017/18 ya dispone de cinco jugadores interiores para su rotación.

NÚMEROS 2016/17

NCAA

32 partidos
10,9 puntos
5,9 rebotes
62% tiros de campo

Luke destaca por su altura, si bien su físico es similar al de sus compañeros de posición en el Granca, para nada corpulento, pero tampoco excesivamente atlético, siendo su punto fuerte el poste bajo, capaz de anotar con ambas manos gracias a su buen tiro cerca del aro, que le convierten en un peligro para sus rivales.

Sin embargo sus números desde la línea de castigo no son demasiado buenos, además de ser totalmente nulo desde la línea de triples, pero lo compensa con su gran capacidad reboteadora, sobre todo en la faceta ofensiva, bajando muchos enteros en el rebote defensivo.

En defensa sabe compensar su falta de kilos con una rapidez y agilidad nada común en los pívots de su altura, sintiéndose más cómodo en la pintura que alejado de ella y muchas veces peca de inocente concediendo faltas fáciles a sus rivales, si bien por contra los tapones son marca de la casa.

Jugador interesante, con potencial y un amplio margen de mejora aunque no deja de ser un rookie en busca de su primera experiencia profesional tras su etapa universitaria.

Con su llegada y a la espera de conocer si finalmente el club opta por mantener a Salin o firmar a Eriksson, el equipo estaría a falta de cerrar el base presumiblemente titular, para el que ha sonado cada vez con más fuerza al igual que lo hiciera el verano pasado Bryce Cotton, quien finalmente prefirió firmar por Anadolu Efes. Otras opciones como Facundo Campazzo o Luke Hakkanson también han sido apuntadas en distintos medios, pero al parecer el americano sería la opción preferida a priori, salvo alguna sorpresa de última hora.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 × uno =