Ziganda quiere aligerar la carga de jugadores

El Kuko lo tiene claro. Quiere una plantilla de no más de 23 o 24 efectivos y no elude a pronunciarse quienes pueden ser los siguientes en salir: Kike Sola y Asier Villalibre

14659927643528

Desde que inició la pretemporada en Lezama, el Kuko Ziganda deseaba aligerar la plantilla, que contaba con 30 hombres en dicho momento. Con el paso de las semanas, varios ya han encontrado acomodo, como Remiro, Unai López y Eraso. A pesar de ello, el entrenador sigue con su “limpia” y, tras el amistoso disputado en Dublín, donde jugó la segunda unidad, frente al Liverpool y con resultado de derrota (3-1), posteriormente no dudó en responder a la actualidad de la primera plantilla al ser referido por la prensa en ese aspecto.

Al ser preguntado por los katxorros que han ascendido esta temporada, Núñez y Córdoba, ambos titulares ante el Liverpool, el técnico se mostró muy satisfecho por su personalidad y buen rendimiento durante lo largo de la pretemporada y confirmó que ambos se quedarían en la primera plantilla. Ambos jugadores, vizcaínos y con el sello 100% Ziganda, aportarán aire fresco y nueva sangre a la plantilla.

A su vez, el Kuko Ziganda tampoco eludió al responder sobre la cuestión del “9”. Con Aduriz titularísimo y Williams como alternativa al ariete, reconocido por el propio entrenador, los nombres de Kike Sola y Asier Villalibre entran en escena. Al ser requerido por la situación de ambos, Ziganda afirmó sin cortapisas: “Tengo claro que los dos no se van a quedar. Uno fijo que sale”.

En un principio se veía factible una salida en forma de cesión de Villalibre, para poder explotar su potencial en un club que le de los minutos necesarios para ello mientras que Kike Sola podría ser el tercer delantero. Pero, con el paso de las semanas, el guión ha virado dado que, tras haber tenido minutos en prácticamente todos los amistosos previos, Kike Sola no fue convocado para ninguno de los dos partidos de Europa League contra el Dinamo de Bucarest ni tampoco en el amistoso de Dublín, jugado, salvo por Kepa y Williams, con quienes conformarán el fondo de armario. Blanco y en botella.

Dicha situación no significa que Asier Villalibre siga en el club, ya que no sería de extrañar que ambos salieran. Mientras en el caso de Villalibre sería en forma de cesión, en el caso de Kike Sola, en su último año de contrato y acumulando varias cesiones infructuosas, faltaría definir cual forma tendría su salida.

El Kuko sigue dándole vueltas al tema del tercer delantero ya que, tras Aduriz y Williams, el gol escasea por parte el resto de delanteros. Sabin Merino, si se recupera físicamente tras una temporada con múltiples problemas en ese aspecto, podría ser el elegido para esa plaza. El tiempo lo dirá. Mientras tanto el capitán del barco sigue soltando lastre para avanzar con firmeza en la ruta marcada para alcanzar el objetivo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

ocho + quince =