¿El sueño de una noche de verano?

Imagen vía Marca

De tener las maletas preparadas a quedarse compuesto y sin traspaso. Iñigo Martínez no se moverá de San Sebastián … parece.

Imagen vía Marca
Imagen vía Marca

Tras la salida de Neymar del FC. Barcelona, empezaron a dispararse los nombres, las supuestas negociaciones, los “en pocas horas…” y demás parafernalia propia del mundo de la primicia. El que ya se daba por sentado que iba a ser el primer nombre que se confirmaría se ha caído en las últimas horas, o al menos eso se ha dado a entender.

Iñigo Martínez saltó como el central requerido por Valverde para reforzar la zaga del club culé. Con una clausula relativamente asequible (32 millones) y todo pactado con el jugador, faltaba la entente entre ambos clubes.

El club donostiarra, sabedor de que era una gran pérdida y del líquido que manejaba el Barça, se remitió a la clausula de rescisión, un extremo que en un primer momento no parecía mayor problema para el club catalán. Incluso el club txuri urdin estaba dispuesto a admitir el pago a plazos pero, sorpresivamente, el club culé se ha echado atrás y quiere negociar el precio del jugador.

Dado que las cartas eran claras y a mitad de juego, el FC. Barcelona ha querido cambiar las reglas, Iñigo Martínez permanecerá en Donosti si no hay mayor novedad. Desde Gipuzkoa se habla de que está muerta la operación y desde ciertos medios catalanes se insinua que el club norteño presiona al conjunto catalán, convocando a Iñigo a un amistoso en Burgos.

Las cosas del querer y el mercado de fichajes da mil vueltas. Parecía hecho y ahora está en el otro extremo. ¿Como acabará el tema? ¿Con la salida de Iñigo o con el sueño de una noche de verano?

Compartir
Artículo anteriorAlec Brown renueva con Movistar Estudiantes
Artículo siguienteKovacic ¿De vuelta a Italia?
Colaborador de Tercer Equipo a mucha honra. El Athletic, mi veneno y medicina predilecta.