Composición de Tercer Equipo

Otomanos y madrileños servían de teloneros de la gran final, en un partido que nadie quiere jugar de antemano y en el que con independencia del resultado final, tan solo está en juego sobre el parqué del Buesa Arenael honor herido de ambos contendientes tras las derrotas sufridas el pasado viernes ante Anadolu Efes y CSKA Moscú.

Un duelo triplista entre Kalinic y Rudy Fernández inauguraba la batalla por la medalla de chocolate con un pabellón mayoritariamente favorable a los intereses otomanos, si bien eran los merengues con dos zarpazos consecutivos de Ayón quienes tomaban una primera ventaja en el electrónico.

El Madrid aprovechaba la falta de agresividad en la pintura de los turcos para poner tierra de por medio, con Ayón y Felipe Reyes como principales estiletes ofensivos, colocando el +8 favorable a los intereses merengues sin demasiado esfuerzo.

Dos triples de Jaycee Carroll y de Rudy desde la misma esquina hacían perder la paciencia de Obradovic quien congelaba el tiempo a 1:59 para el final del primer asalto con un 9-22 en el marcador que reflejaba a la perfección la pasividad otomana en el arranque del choque.

Fenerbahçe se encomendaba al Espíritu competitivo de Sloukas y Vesely para recortar la diferencia de los de Pablo Laso que cerraban el primer cuarto con una ligera ventaja de 8 puntos (16-24).

La afición del Fenerbahçe se Ponía en pie para animar con sus cánticos a su equipo en un intento por reactivar el gen guerrero de los suyos a lo que respondía Guduric con una certera canasta en suspensión, que encontraba respuesta en los interminables brazos de Walter Tavares, que saltaba a la cancha para cerrar a cal y canto la pintura merengue para poder mantener su ventaja a pesar de la evidente mejoría en ataque de los turcos.

La reacción turca amenazaba el control de los blancos obligando a Laso a detener el crono  tras un canastón en suspensión de Sloukas a 6:53 para el descanso que colocaba el 24-28 en el marcador.

El Madrid reaccionaba con un triple centrado de Gabriel Deck, pero Fenerbahçe volvía a encontrar la muñeca prodigiosa de Vesely en la zona y de Guduric desde la esquina para mantenerse vivo en el partido, colocando a su equipo a una sola canasta de la remontada, aprovechando Melli desde la esquina para dar la vuelta a la tortilla a 3:48 para el descanso, colocándose por delante en el electrónico (32-31).

Los de Laso se recuperaban del mazazo de la mejor manera con dos tiros libres convertidos por Felipón y un triple desde la esquina de causeur a 3:22 para el descanso que devolvía a los de Laso el mando en plaza del partido colocando el 32-36 en el marcador.

Fenerbahçe apretaba los dientes y una canasta de Mahmutoğlu les Permitía volver a colocar el 36 iguales el en electrónico, igualdad rota por Melli desde la línea de castigo amenazando con dar el triunfo parcial a los otomanos en el ecuador del choque que certificaban su cambio de dinámica con un 40-38 que dejaba todo abierto para la segunda parte.

Un triple desde la esquina de Trey Thompkins servía para inaugurar el tercer acto con una acción que devolvía la ventaja en el electrónico al conjunto merengue, pero Kalinic aparecía desde Estambul para devolver el golpe en un reinicio del juego prometedor, con Ayón imponiendo su ley en la pintura rival.

El esfuerzo del mexicano se topaba con el acierto de Mahmutoglu desde fuera del arco, convirtiéndose el choque en un partido de ida y vuelta en el que nadie parecía querer ocupar la última posición de la F4 Glory.

Thompkins amenazaba a los otomanos con dos triples consecutivos que encontraban respuesta en el acierto de Guduric y Sloukas en un nuevo intercambio de golpes que se tomaban un respiro a falta de 4:13 para el final del cuarto con el 56 iguales en el marcador tras un nuevo triple convertido por Sloukas.

Fenerbahçe volvía a encontrar a Sloukas preparado con la metralleta en la esquina para volver a liderar un partido loco en el que la alegría iba por barrios y que de momento estaba perdiendo el conjunto dirigido por Pablo Laso.

El Madrid daba un golpe en la mesa con dos jugadas prodigiosas del Facu con la colaboración de Ayón para llegar a los 10 minutos finales por delante en el marcador (63-69).

Los blancos amenazaban con el despegue definitivo tras un triple desde la esquina de Causeur y un gancho de Thompkins que obligaban a Obradovic a solicitar un tiempo muerto a 8:16 para el final del choque con 63-74 en el marcador.

Un nuevo 2+1 del escolta francés del Madrid rompía la barrera psicológica de los 10 puntos en mil pedazos ante un Fenerbahçe que comenzaba a dar muestras de fatiga y que terminaba entregando la cuchara ante el triunfo blanco por 75-94 que les daba la tercera plaza en la final de consolación que dejaba a los otomanos como los peor clasificados de la F4 Glory, tras haber dominado con mano de hierro la temporada regular de la Euroliga, además de perder por lesión a Erick Green en una desgraciada acción en la recta final del choque y que se veía obligado a retirarse en camilla a falta de 3 minutos para el final.

Enlace a las estadísticas del partido

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

6 + diez =