En pleno periodo de fichajes hay una avalancha de informaciones, confirmaciones, desmentidos y humo en cantidades industriales. Es por ello que, a última hora de la noche, repasaremos algunos de los más sonados.

En Sevilla, tras la llegada de Rubí, la salida de Serra Ferrer y la confirmación de Juanmi, el Betis busca un “9” para paliar su falta de gol. Rubí prefiere a Borja Iglesias (28 millones de cláusula), pero en el club ven más asequible la opción Stuani (7´5), si bien desde la prensa inglesa se informa de reuniones con el Fulham para la contratación de Aleksandar Mitrovic, internacional serbio que desde que llegó al club londinense ha anotado 23 goles en 57 partidos. A pesar de ello, su gran highlight de la temporada fue, en pleno retiro de yoga impulsado por Ranieri para fomentar el compañerismo en un Fulham camino del descenso, liarse a puñetazo limpio con Aboubakar Kamara. Goles, genio y figura. 25 millones sería su precio.

En Vigo activan la operación “central” contactando con el Genk belga para ofrecer 5 millones más 3 por objetivos por el internacional ghanés Joseph Aidoo. El central, de 23 años y 1’84cm daría un salto importante en su carrera, mientras el Celta, con un poco de suerte, hasta tendrá un central de verdad la próxima temporada tras una campaña desoladora en la retaguardia.

Otro cambio de aires puede ser el de Cillesen, un clásico de cada periodo de fichajes. Esta vez parece mas probable que nunca y, a pesar de que el Valencia CF ha mostrado interés según la prensa catalana, los principales candidatos están en la Premier. Manchester Utd., West Ham Utd. y la versión Hacendado del FC Barcelona en Liverpool el Everton FC pelean por su firma, siendo el último el que mayor ahínco ha mostrado.

Sin salir del Everton FC, el FC Barcelona le pondrá alfombra roja, cava y entradas para la Llum de gas a los representantes británicos, quienes vienen a cerrar el fichaje de André Gomes. 30 millones parecen la cifra acordada.

Melero cambiará el azulgrana de la SD Huesca por el azulgrana del Levante UD por una suma de 3’5 millones aproximadamente. Solo desearle que no acabe igual que su año en tierras aragonesas.

Para finalizar probablemente uno de esos rumores tan surrealistas que tienen visos de convertirse en realidad: Franck Ribery, tras dejar el Bayern de Múnich declaró que quería disputar la Premier League y estaría dispuesto a renunciar a buena parte de sus emolumentos para ello. Pues ya hay quien le ha invitado a unirse a sus filas: El recién ascendido Sheffield United, con una plantilla formada íntegramente por jugadores nacidos en las islas británicas, ha contactado formalmente con él. Si de disfrutar la experiencia Premier consiste el deseo del galo, ya está tardando.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

once − 6 =