Todo fue en la dirección correcta durante 48 vueltas. Viento en popa hasta la excursión de Sebastian Vettel por las afueras de la calzada en la segunda chicane. La maniobra que le sucedería hacía frenar a un Lewis Hamilton que no se había despegado de la trasera del Ferrari en 8 vueltas.

La presión hizo efecto, y la suerte le sonrió. Lewis Hamilton se llevó la victoria hoy tras la decisión de los comisarios al ver las imágenes.

“No, no, no, así no chicos. No sé quién se cree que tras cruzar la hierba podía controlar el coche. Tuve suerte de esquivar el muro”. Éstas eran las palabras de un Sebastian furioso cruzando la línea de meta con una sanción de 5 segundos notablemente polémica.

@F1

Sus compañeros, Valtteri Bottas (3º) y Charles Leclerc (4º) tuvieron carreras relativamente tranquilas, con el único incordio de unos Renault que fueron hacia arriba durante toda la prueba.

Los franceses tuvieron que pelearse sus posiciones, y permanecieron resistentes ante Valtteri Bottas (4º) y Max Verstappen (5º), aunque terminarían por detrás de ambos. El holandés de Red Bull resistía tras salir con neumáticos duros, rodeado de compuestos más blandos.

Tras los amarillos llegaba un Pierre Gasly (8º) decepcionante, que partía en la tercera línea, pero que finalmente se contenta cerrando el top 10 junto con Lance Stroll (9º) y Daniil Kvyat (10º). El canadiense y su compañero, Sergio Pérez (12º), adelantaban a 3 coches en la salida, avanzando seis posiciones en total.

Y sin embargo es el ruso Kvyat el que cierra la zona de puntos, con otra buena actuación en su mejor temporada en la Fórmula 1.

Foto @McLarenF1

El pit stop de Carlos en los primeros giros comprometió su ritmo al final, viéndose adelantado por Stroll y Kvyat.

Los puntos nunca fueron un trabajo fácil para los hombres de detrás. Alexander Albon hacía su parada una vuelta después del semáforo verde, Lando Norris tenía que abandonar tras romperse su suspensión por un supuesto recalentamiento de los frenos, ya en la vuelta 9. También lo haría el tailandés a pocas vueltas del final, por un fallo en su STR14.

Desde el equipo Haas tampoco se ofreció mucho espectáculo, al menos al volante. Romain Grosjean (14º) nunca encontró el ritmo, pero más lejos estuvo Kevin Magnussen (17º), que se quejó constantemente por radio de sus problemas para pilotar el coche construido a última hora por su equipo, tras embestir contra el muro de los campeones en la clasificación de ayer. Finalmente oímos a Guenther Steiner, que le pedía callar por radio: “suficiente es suficiente”.

Foto @HaasF1Team

Por parte de Alfa Romeo, Antonio Giovinazzi (13º) nos dio espectáculo rozando el muro y trompeando en la vuelta 31. El hombre de hielo no llamó la atención de las cámaras en exceso, mientras sólo conseguía superar a un Magnussen desesperado y a los dos coches de Williams.

La Scuderia Ferrari tuvo al alcance de la mano el punto de inflexión que esperaban en Canadá. El descuido de Sebastian Vettel le quitó victoria, aunque por fin sumó más puntos que Mercedes en un Gran Premio.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

quince + cuatro =