El piloto español se convertido en bicampeón del mundo tras llevarse la corona de Moto2 en el Gran Premio de Malasia en el circuito de SepangBrad Binder (Red Bull KTM Ajo) se llevó la victoria en Sepang pero el del EG 0,0 Marc VDS era campeón del mundo matemáticamente tras quedar por delante de su perseguir en la clasificación, Thomas Luthi (Dynavolt Intact GP).

A la segunda fue la vencida y tras acabar octavo en Phillip Island, el catalán tenía una nueva oportunidad para proclamarse campeón y esta vez no la desaprovechó. Álex tocó la gloria en Malasia tras salir desde la pole position y finalizar segundo.

Con este nuevo título, Álex se convierte en el cuarto español con dos títulos, sumándose así a la lista de Álex CrivilléSito Pons Ricardo Tormo. Es el primero de la historia en haber conseguido ser campeón del mundo de Moto3 en 2014 y de Moto2 en el 19.

No ha sido fácil para el español estos últimos años en la categoría intermedia. Llegó siendo el vigente campeón del mundo de Moto3 en 2015 y su adaptación no ha sido fácil. En la temporada de 2017 y 18, Márquez se quedó a las puertas para luchar por los campeonatos de dichos años acabando en la tabla de puntos en cuarto lugar.

The first rider ever to win both #Moto3 and #Moto2 titles! 🏆🏆@alexmarquez73 you have been outstanding in 2019! 👏#AM73WorldChampion 🎯 pic.twitter.com/l7Q9Q5gIfj

Pero esto año ha sido diferente para el #73 que subió al podio en la segunda carrera del campeonato en la segunda posición del cajón. En Le Mans llegaría el esperado momento de volver a subir a lo más alto y hacer con su primera victoria de la temporada (desde Japón 2017 no subía al podio). Aquí comenzó la consecución de las victorias: MugelloMontmelóSachsering y Brno. Parecía que había salido de ese bache y subió al podio en Austria (2º), Misano (3º) y Aragón (3º).

El de Cervera muchas veces ha sentido que no podía cumplir su sueño y convertirse en campeón: «He tenido gente a mi alrededor que me ha hecho creer que esto era posible», explicaba a DAZN. «En 2015 y 2016 me caía y no entendía nada, cuesta creer. Aquí se vive del presente. Cuando las cosas van mal la gente no se acuerda, este deporte es así. Quiero agradecer al equipo el trabajo todos estos años aguantándome cuando las cosas iban mal. Palmarés completo. Estoy contento».

Tras finalizar la carrera no sabía como describir su sensación pero si a quien le debía agradecer todo lo que ha conseguido para llegar a donde está: «El equipo me ha dicho que disfrutase y siguiese mi instinto. He ido al límite. Carrera durísima. He estado en el suelo muchas veces, pero hoy valía la pena arriesgar. Rezaba para que Luthi viniera un poco lejos, y manejar un pelín, pero estaba ahí. Hemos tirado muy fuerte hasta el final.  Lo celebraremos por todo lo alto», comentó.

A pesar de todo lo logrado esta temporada, Álex no dará el salto a MotoGP en 2020. «Cuando tomé la decisión estaba convencido y ahora aún más», afirmó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

10 − seis =