Nuevo empate del Real Madrid ante el Athletic

Tablas en el Santiago Bernabéu a pesar del dominio de los locales

@realmadrid
0 8

Tercer empate consecutivo para un Real Madrid que sigue proponiendo un juego fluido que no se traduce en goles. El Athletic realizó un planteamiento defensivo que resultaba complicado de resquebrajar y que al mismo tiempo, daba cabida a una gran riqueza de recursos ofensivos.

Zidane era consciente del rival y dio entrada al siguiente once: Courtois; Carvajal, Militao, Sergio Ramos, Mendy; Valverde, Modric, Kross; Rodrygo, Benzema, Vinicius. Por otra parte, el Athletic salió a escena con: Unai Simón; Yeray, Unai Núñez, Íñigo Martínez, Yuri; D. García, Vesga, Williams, Raúl García, Lekue; Kodro.

El Real Madrid buscaba dotar el juego de fiabilidad buscando la banda de Carvajal y Vinicius para que se generarse el gol mediante centros al área. Pero las ocasiones llegaron gracias a un jugadón individual del propio Vinicius que acabó topándose con Unai Simón. Kross fue el único capaz de superar al meta rival gracias a un disparo a media distancia que acabó en el palo.

No obstante, el dominio no era abultado y se buscaba incidir sobre la defensa blanca para incomodar al conjunto visitante. Los “leones” buscaban a Iñaki Williams. El astro aprovechó la falta de contundencia de Militao en algunos cruces y una pérdida de Fede Valverde para poner a prueba a Courtois. El meta galo pasó la prueba con nota.

@realmadrid

Después de aquella ocasión, los blancos dispusieron de ocasiones claras para marcar. Benzema llegó a superar a un incombustible Unai Simón, sirvió el balón a Vinicius y el brasileño falló prácticamente a puerta vacía.

Quién perdona lo acaba pagando y una jugada aislada promovió un gol de Kodro. Para fortuna de los merengues, el VAR lo anuló por fuera de juego. Eso sí, la grada y el equipo se quedó helado ante aquella jugada. Estaba claro que los de Zidane dispusieron de grandes ocasiones y llevaban la voz cantante. Pero claro, los tres puntos los dan los goles y el Athletic tenía menos dificultades para atacar los espacios rivales.

Kodro le propinó un fuerte manotazo a Militao que le dejó KO. El Real Madrid ponía bolas poco efectivas, mientras que los de Garitano asustaban sin demasiadas dificultades. Lekue  puso un centro envenenado que dejaba a Williams libre de marca, pero salvó Carvajal in extremis.

Zidane metió a Jovic con el fin de que los centros gozaran de calidad. Uno de sus remates acabó en la cepa del palo. Era la última ocasión clara del encuentro. A pesar de que el colegiado estiró al máximo el número de minutos, el Real Madrid no tuvo ninguna ocasión. Incluso un testarazo de Villalibre estuvo a punto de culminar un tragedia. Para alivio de la afición, Courtois estuvo acertado.

Finalmente, se culminó otro partido sin ganar a pesar de haber mostrado buenas sensaciones. Sin embargo, ya existen voces que sienten la llamada de la tragedia de un club que acaba de cerrar uno de sus peores años en la década del 2010.

Dejar una respuesta

Your email address will not be published.

diecisiete − 5 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar