Cómo Jorge Lorenzo consiguió desbancar al Rey (Parte II)

Claves para que el español sucediera a Crivillé derrotando a Valentino Rossi

motogp.com
0 21

Jorge Lorenzo continúa siendo objeto de noticia durante el confinamiento debido a su sinceridad que tanto le caracteriza. Ha confesado que ha descuidado ligeramente su alimentación tras haber anunciado su retirada de la competición.

Al mismo tiempo, existen voces que apuntan a una posible dupla Rossi-Lorenzo en el Petronas Yamaha de cara a las próximas temporadas. Sin duda, sería el sueño húmedo para muchos nostálgicos de la competición. Al fin y al cabo, Jorge fue la primera persona capaz de derrocar al trasalpino con el mismo material.

En la parte anterior de este reportaje, quedó claramente explicado como Jorge supo serenarse y comenzar a pelear ante el 46. Sabía que la victoria no debía ser antepuesta a su intredidad, por lo que cedió terreno para que el trasalpino lograra la número 100.

Sin embargo, seguía dispuesto a vender muy cara su derrota. Laguna Seca sería el siguiente escenario. Quedaba marcada a fuego la caída que sufrió en la edición anterior como fin al colofón de caídas durante su convulso año 2008. Él siguió apretando y aún así, acabó besando el suelo, pero amarró la pole.

Se mostró cauteloso en la arrancada, pero acabó remontando hasta lograr la tercera plaza. A partir de aquel momento, sus salidas bajaron del notable. También le tocó escalar en el Gran Premio de Alemania hasta tener un cuerpo a cuerpo espectacular con Valentino. Finalmente, se quedó a milésimas de la victoria.

En aquel momento, el equipo de RTVE que retransmitía el Mundial comenzaba a ver similitudes entre los míticos duelos entre Álex Crivillé y Mick Doohan durante 1996. Había pocos puntos de diferencia y la recta final del Campeonato dictaría sentencia. Ambos tenían un gran estado de forma, pero la diferencia la marcaron pequeños detalles.

Se cayó en el lluvioso Gran Premio de Gran Bretaña cuando marchaba en cabeza y sufrió el mismo destino cuando peleaba con su compañero por la victoria en la República Checa. 50 puntos de diferencia pesaban como una losa y el Mundial parecía perdido.

Aún así, él seguía empeñado en no perder la ambición y la benevolencia bajo la montura. Aprovechó una caída de Valentino Rossi en Indianápolis para volver a ganar y darle vida al Mundial. Una segunda plaza en Missano usando la cabeza y una primera posición lograda con contundencia en Estoril dejaba la gira asiática como tribunal que decidiera el ganador.

SoyMotero.net

Pero la batalla duró menos de lo que canta un gallo. Un accidente de Jorge en la primera curva del circuito de Phillip Island dejó en bandeja el noveno entorchado para un Rossi que lo certificó tras haber logrado la tercera plaza en Malasia.

Efectivamente, había quedado relegado a la segunda plaza, al igual que Max Biaggi o Sete Gibernau en el pasado. A diferencia de ambos, iba a los programas post temporada y previos a la de 2010 satisfecho por el trabajo realizado.

Conformidad por lo conseguido, pero con ambición para lograr el título. Pero se quedó sin pretemporada tras romperse el primer metacarpiano en la mano derecha. Llegó a Catar y si se esperaba que tendrían delante a un joven convaleciente, estaban más que equivocados.

Aunque tuvo un inicio de carrera titubeante, remontó hasta haber logrado la segunda posición. Hizo lo propio en Jerez hasta vencer épicamente en la última vuelta a Dani Pedrosa. Semanas más tarde, ganó con total solvencia en Le Mans.

Había comenzado a marcar la ley y Mugello debía ser el lugar para darle la vuelta a la situación. Como si de la propia historia se repitiese y a favor de un español, la desgracia se cebó con el italiano rompiéndose la tibia y el peroné en los entrenamientos libres.

Valentino quedaba descartado, Casey Stoner no mostraba regularidad y Dani Pedrosa no terminaba de amoldarse a la Honda. Era el momento del mallorquín para convertirse en el sucesor de Álex Crivillé. Su capacidad de mantener un ritmo constante le permitió ganar en Silverstone, Assen, Montmeló, Laguna Seca y Brno y sus sendas segundas posiciones en Mugello, Sachsenring, Indianápolis y Missano.

File:Jorge Lorenzo, Dani Pedrosa and Valentino Rossi 2010 Jerez ...
Fuente: Pinterest

Solamente se bajó del podio en el trazado aragonés de Motorland. A pesar de la enorme regularidad, Dani Pedrosa se resistía a rendirse, superando la barrera de dos victorias por temporada. Al igual que en la temporada anterior, la cita asiática decidiría campeón.

Desafortunadamente, el desenlace iba a tener lugar demasiado pronto. Dani Pedrosa se rompió la clavícula en los entrenamientos libres del Gran Premio de Japón. Por lo tanto, el título de Jorge sería cuestión de tiempo.

El día esperado fue el 10 de octubre del 2010. Finalizó tercero y se proclamó campeón, redondeando un fin de semana de oro para el Motociclismo español. En aquel mismo día, Toni Elías se proclamó campeón del mundo de Moto2 y las Matemáticas permitirían que un español fuera campeón del mundo de 125cc.

De este modo, Jorge había pisado la cima a sus 23 años. Es cierto que muchos aficionados esperaban un duelo trepidante hasta la última prueba teniendo a Valentino, Casey y Dani en su mejor estado de forma. Pero no se le debe quitar el mérito a un título que es ejemplo de superación, valorar el trabajo bien hecho y sobre todo, saber sacar los puntos débiles del mejor sin recurrir a la astucia.

Todas esas cualidades las atesora el francés Fabio Quartararo. Además, Yamaha ya sabe lo que es volver a tocar la cima y tiene a un piloto prometedor que no duda en mantenerse fiel a su estilo. Pero tampoco se debe olvidar a un Maverick Viñales mucho más maduro. ¿Serán los elegidos en destronar a Marc Márquez? Lo sabremos en los próximos meses si el COVID-19 queda volatilizado.

Dejar una respuesta

Your email address will not be published.

16 + 10 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar