Mirando a la próxima camada del Draft: seis nombres a tener en cuenta

Si bien todo lo relacionado con el Draft de la NBA y la propia temporada sigue en el aire, varios nombres ya suenan como futuras estrellas para la liga y aquí vamos a repasar a los seis más destacados

Foro: ezamine.net
0 119

Como cada verano, hasta 60 jugadores podrán ser elegidos por parte de los equipos de la NBA para que formen parte de su plantilla de cara a la próxima temporada, y ya se habla mucho de cuales pueden ser los mejores nombres de este Draft. Con el mejor escaparate para ellos (el March Madness) suspendido, la pista se les va a perder bastante pero varios han dejado ya muestras de que están preparados para dar el salto a la mejor liga de baloncesto del mundo, y estos seis jugadores pueden ser los nombres que más destaquen este verano:

LaMelo Ball

Hermano de Lonzo y LiAngelo, el pequeño de la familia tiene un baloncesto parecido al de su hermano mayor y con solo 18 años ya ha dejado grandes muestras del enorme jugador que puede ser. Para empezar llama la atención su altura, porque es un base que mide 2,01m, alto para lo que suelen medir los jugadores de esa posición, lo que le permite apoyarse mucho en su físico para destacar (algo que en defensa le viene muy bien).

Actualmente se encuentra fuera de EEUU, en concreto en Australia, donde está jugando para los Illawarra Hawks y allí está haciendo unos grandes números (aunque una lesión en el pie ha acortado su temporada): 17 puntos, 7,6 rebotes y 6,8 asistencias. Como se puede apreciar, es un jugador de buenos datos y en la NBA tendría tendencia a buscar el triple-doble y lo logrará en más de una ocasión porque tiene unas características que lo hacen muy especial: verticalidad, velocidad, buen rango de tiro (aunque debe mejorar los porcentajes), se maneja bien en defensa… Por similitudes, podría ser una especial de Russell Westbrook y en la manera de jugar tiene cosas de Kemba Walker y algo de Damian Lillard. Si la cosa no cambia mucho, acabará arriba en el próximo Draft.

James Wiseman

Otro jugador del que hemos oído hablar mucho como posible Nº1 del Draft. 2,16m, 112kg y 18 años, eso para empezar, y ya impacta, es ‘center’ y este año ha jugado en la Universidad de Memphis, pero solo tres encuentros. Aun así, sus promedios son de casi 20 puntos y 11 rebotes con 3 tapones por encuentro, una bestia defensiva que ya es comparado con Kevin Garnett o Joel Embiid.

A pesar de su altura, impresiona su movilidad y velocidad para correr la pista. A pesar de que el juego interior es menos usado actualmente que el tiro exterior en la NBA, su rapidez le permite ser un gran complemento para casi cualquier equipo en la NBA: lanza tiros libres decentemente, pone tapones, puede asociarse bien, encajaría bien en un equipo que quiera correr, con espacios ha sido imparable este año… Pero por un tema de reclutamiento algo extraño en la Universidad en la que jugó solo ha sido visto en tres partidos y no se tienen muchos más datos de él. Le suspendieron para 12 encuentros pero, en vez de esperar a que pasase la sanción, decidió irse y prepararse para la NBA por su cuenta. Aun sin saber de él mucho estos últimos meses, si no es Nº1 será fijo Top-3.

Anthony Edwards

Otro jugador que podría ser perfectamente el mejor jugador de esta ristra de chavales. 18 años, escolta que mide 1,96m y sus estadísticas este año han sido las siguientes: 19,5 puntos y 5,3 rebotes por partido. Desde luego, en la Universidad de George parece que se lo están pasando bien con este chaval.

Quizá su principal virtud sea el tiro, pero otra cosa que destaca mucho de él es su físico, pues impresiona lo fuerte que está para lo joven que es. Por estilo de juego, es un jugador que se asemeja a Devin Booker o Donovan Mitchell, escoltas consagradísimos en el panorama NBA que han sido ambos All Star este año. A pesar de ser escolta, tiene una gran capacidad defensiva y en los partidos busca los rebotes y conseguir algún que otro tapón. A pesar de que sus porcentajes deberían mejorar, su actitud en ambos lados de la cancha le permiten estar en una posición muy privilegiada en este Draft, veremos a ver si como Nº1.

Obi Toppin

22 años para este ‘center’ de 2,06m que se está saliendo este año y que incluso tiene opciones de ser Top-5 de este Draft, al que puede llegar incluso como el mejor jugador del año en la NCAA.

20 puntos (por encima del 60% en tiros de campo) y 7,5 rebotes por partido para uno de los jugadores más hechos de esta camada que podría ser un interior muy usado para casi cualquier equipo, con cualidades similares a las de Blake Griffin o LaMarcus Aldridge, aunque sin el tiro exterior de estos: destaca en él su explosividad, su capacidad atlética, su habilidad para finalizar… De hecho, Toppin ha dejado este año un tremendo highlight este año con un súper mate que fue muy sonado en todo el país, un fiel reflejo de sus enormes cualidades.

Killian Hayes

18 añitos para este base de 1,96m que tiene como gran virtud el pase, una enorme capacidad asociativa que lo ponen muy arriba en el Draft de este verano.

A pesar de su enorme juventud, es un chaval que ha demostrado tener una gran madurez a la hora de encontrar el compañero abierto o asociarse con sus compañeros interiores, es muy imaginativo y un ‘jugón’ al que se le puede comparar con Chris Paul o John Wall. Este año ha promediado 12, 8 puntos (50% en tiros de campo) y 6,8 asistencias para erigirse como uno de los mejores pasadores de su generación, algo que le hace muy atractivo para la NBA actual de velocidad y transición. De hecho, hay muchos videos de pases suyos de larga distancia que acaban directamente en la mano de su compañero, un francotirador de las asistencias que va a hacer que nos divirtamos mucho el año que viene.

Cole Anthony

hijo del ex jugador de la NBA Greg Anthony, empezó con un tremendo ‘hype’ la temporada y ahora ha bajado un poco, pero sigue siendo alguien a tener muy en cuenta para este verano.

19 años y 1,90m, destaca en él la enorme capacidad que tiene para generarse sus propios tiros, algo que le asemeja un poco a Damian Lillard o Trae Young. Este año ha jugado en North Carolina y va a llegar a la liga con unos promedios de 19,6 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias por encuentro. Como ya he destacado anteriormente, su mayor virtud es la generación de tiro pero, además, es un jugador muy vistoso que tiene muchos recursos de cara al aro, pero tiene un gran problema con el tema de la eficiencia y le cuesta hacer una buena toma de decisiones, lo que le hace no ser quizá un jugador tan estable como se presuponía que iba a ser hace unos meses, pero igualmente es ya un jugador muy valido para la NBA.

Estos son, a priori, los nombres que más destacan en las Universidades de EEUU y fuera de las fronteras para ser los mejores jugadores del Draft de 2020, habrá que estar muy al tanto de ellos en los próximos meses pero lo que parece claro es que todos ellos serán Top-10 de la lista y darán mucho de que hablar en la NBA la temporada que viene.

Dejar una respuesta

Your email address will not be published.

nueve + tres =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar