La UD Taburiente cae ante un Atlètic Terrassa que sacó petróleo de sus oportunidades

Las locales supieron sacar el máximo partido a las oportunidades que les brindó el partido para poder sumar su primera victoria del curso (2-1)

Imagen de UD Taburiente
0 1

Partido sumamente incómodo para las pupilas de Eugenio Paulón el que vivieron esta mañana en el Josep Marques de Tarrasa, en el que les costó adaptarse al terreno de juego, que dificultaba a las grancanarias a la hora de mover con fluidez la bola, lo que generó una cierta desconfianza en su juego que se vio reflejado en el resultado final del encuentro, favorable a las catalanas (2-1) .

Toma de contacto sin excesivo peligro en las áreas

El Taburiente saltaba al terreno de juego con la voluntad de hacer buenos los dos empates cosechados en las dos jornadas precedentes con un triunfo en tierras catalanas, sin embargo las grancanarias no terminaban de tomarle el pulso al terreno de juego, no sintiéndose cómodas en ningún momento, lo que era aprovechado por las locales para llevar el tempo del encuentro, marcando el ritmo, pero sin excesivo peligro en ninguna de las dos áreas, lo que derivó en el 0-0 con el que se llegaría al final del primer cuarto.

Empate con polémica al descanso

El transcurso de los minutos servía a las pupilas de Eugenio Paulón para adaptarse algo más a las irregularidades del terreno de juego, comenzando a tener algo más de posesión de la bola y a moverla con criterio a lo largo y ancho del campo, haciendo correr a su rival, siguiendo el plan de juego inicialmente previsto para obtener un buen resultado ante el Atlètic.

La mejoría en el juego no tardaba en traducirse en ocasiones para las isleñas, que lograban ingresar hasta en 3 ocasiones en el círculo a través de jugadas, forzando los primeros penaltis córner del partido y en uno de ellos, fruto de una jugada de estrategia lograba Giuliana Ruggieri materializar el 0-1 a los 34 minutos de juego.

El gol parecía sentar a las mil maravillas al Taburiente que mantenía a su rival a raya, manteniendo el control del juego; sin embargo con el segundo cuarto prácticamente tocando a su fin se producía una jugada en la que las catalanas metían una bola en profundidad al tiempo que sonaba la bocina de final de cuarto, no pitando los árbitros el final de la primera parte, terminando la jugada con la señalización de un penalti córner que terminaría en gol en un tiro de empuje de Cristina Escudé que sorprendía a Mechi Díaz, llegándose al ecuador del choque con el 1-1 en el marcador.

El Tabu paga cara su falta de concentración 

Durante el descanso el cuerpo técnico del Taburiente intentaba minimizar el daño psicológico del gol del empate logrado por el Atlètic, sin embargo las jugadoras no lograban dejar en la caseta esa frustración, traduciéndose en una falta de concentración que aprovechaban las locales para recuperar la iniciativa en el juego, provocando 3 penaltis córner bien defendidos por las grancanarias en los primeros compases del tercer asalto.

El Taburiente no terminaba de recuperar las buenas sensaciones del segundo cuarto, a pesar de lo cual dispusieron de alguna oportunidad clara de gol en la recta final del tercer periodo, pero sin embargo sería el Atlètic el que aprovecharía un nuevo despiste defensivo de las canarias para materializar a los 50 minutos el 2-1, tras no perdonar Elena Martínez en un mano a mano con la portera grancanaria, llegándose al final del tercer cuarto.

El que perdona la termina pagando

El equipo se recomponía del varapalo sufrido con el nuevo gol de las locales y recuperaba gran parte del control del partido, aprovechando el paso atrás del Atlètic que se afanaba en defender con uñas y dientes la renta cosechada hasta el momento.

El Taburiente volvía a mover con fluidez e inteligencia la bola, buscando fisuras en la férrea defensa de las catalanas, logrando generar dos ocasiones claras de gol en los sticks de Ruggieri y Yi Juárez, que no lograban convertir en parte por la falta de puntería y en parte por la seguridad de la cancerbera local, que impedía a las grancanarias volver a igualar la contienda, sumando su segunda derrota del curso ante un Atlètic Terrassa que supo sacar petróleo de sus oportunidades para llevarse el triunfo final (2-1), tras defender a la perfección varios penaltis córner en contra en los últimos minutos de partido.

La valoración de Eugenio Paulón

Imagen de UD Taburiente

“Mas allá del bajón de juego que sufrimos en el tercer cuarto en el que nos costó muchísimo recuperarnos al encajar goles en contra, considero que el resultado mas justo hubiera sido un empate, pero la falta de eficacia, al igual que nos sucedió ante el Egara, nos condenó un poco impidiéndonos llevarnos ningún punto de aquí”.

Dejar una respuesta

Your email address will not be published.

13 − nueve =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar