El Gran Premio de Canadá tiene un viejo romance con el equipo Ferrari. Desde 1970 con el doblete conseguido por Jacky Ickx y Clay Regazzoni, hasta el triunfo de Sebastian Vettel el año pasado desde la pole.

Sin embargo este año Ferrari no ha podido conseguir una victoria y el equipo Mercedes ha dominado completamente la temporada, superando a los de Maranello por 118 puntos en el campeonato de constructores.

La presión en Ferrari es cada vez más fuerte, pero llegan a Montreal optimistas a pesar de saber que no son tan competitivos como quisieran. El jefe del equipo Mattia Binotto, habla de sus fortalezas y debilidades para enfrentar el próximo GP de Canadá:

“Sabemos que no somos lo suficientemente competitivos en este momento y, que por ahora, no tenemos más cambios en el auto que tendrán un efecto significativo en los problemas que hemos encontrado desde el inicio de la temporada”.

“Sin embargo, las características de la pista canadiense presentan un desafío diferente, dado que la velocidad máxima, la eficiencia de frenado y la tracción son las principales consideraciones. Llegamos aquí listos para dar lo mejor de nosotros y dejar atrás los errores de las últimas carreras”.

Fórmula1.Ferrari.com

Los pilotos por su parte, llegan hambrientos por un triunfo, ya que las seis primeras fechas han sido para Mercedes y con decepcionantes momentos para los de Ferrari. El ganador del año pasado Sebastian Vettel es un entusiasta del Circuito Gilles Villeneuve:

“Canadá es una de esas carreras que nos gusta a todos. Estamos en una isla aquí en Montreal, que es un lugar fantástico lleno de aficionados que crean una atmósfera única”.

La pista es bien conocida por el alemán y cree que puede sacar un buen resultado:

“Este circuito es una pista del estilo stop & go, con rectas largas y fuertes frenadas intercaladas con algunas curvas lentas y algunas chicanas en las que se deben utilizar mucho los bordos. La parte final suele ser decisiva, en la horquilla, la frenada debe hacerse a la perfección para tener una salida óptima y poder sacar toda la velocidad en la recta larga antes de la chicana. En ese lugar se puede intentar adelantar”.

“El año pasado largué en la pole position y gané la carrera, 40 años después del éxito de Gilles Villeneuve. Daré lo mejor de mí para hacerlo de nuevo”.

Fórmula1.Ferrari.com

El joven Charles Leclerc el año pasado lograba meterse al ‘top 10’ con un Sauber y era celebrado de gran forma, pero este año el piloto monegasco llega en una situación muy diferente, con mejores armas, por lo que la presión de conseguir un buen resultado es mayor:

“La temporada pasada logré ubicarme en la zona de puntos, este año el objetivo es apuntar más alto. El GP de Canadá nos ofrece una oportunidad más para tratar de llevar a casa un buen resultado, debemos hacer todo lo posible para preparar el auto hasta el mínimo detalle y poder extraer el máximo potencial”.

Tras las decepciones que ha tenido en las seis primeras fechas en el ‘cavallino rampante’, el monegasco se preparó para salir del momento en el que están:

“La semana pasada estuve en Maranello, trabajé en el simulador para preparar y mejorar el auto y a mí para esta fecha. Creo que la pista es muy interesante porque reúne diferentes tipos de curvas y una recta larga donde debería ser posible adelantar”.

Es importante para el equipo Ferrari conseguir un triunfo y la mayor cantidad de puntos posibles, ya que si comenten más errores Mercedes será inalcanzable. Ya que Canadá les ha dado buenos recuerdos, intentarán evocarlos y quedar delante de Mercedes por primera vez en el año.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

3 + diecinueve =